×
×
×
×


Búsqueda


Introduzca su búsqueda



X

Festejan al Señor de los Rayos

Andrés Rivas
~
15 de Octubre del 2015 22:03 hrs
×


Compartir



Liga Corta




Andrea Flores fue elegida reina de la fiesta patronal.
Andrés Rivas / Andrea Flores fue elegida reina de la fiesta patronal.
Los danzantes son parte importante en la celebración.
Andrés Rivas / Los danzantes son parte importante en la celebración.
Los feligreses pidieron por el bienestar de todos.
Andrés Rivas / Los feligreses pidieron por el bienestar de todos.
El Comité Organizador tuvo una celebración por su destacada labor.
Andrés Rivas / El Comité Organizador tuvo una celebración por su destacada labor.
La fiesta tuvo una gran concurrencia de peregrinos.
Andrés Rivas / La fiesta tuvo una gran concurrencia de peregrinos.
Se ofició una misa dedicada al Señor de los Rayos.
Andrés Rivas / Se ofició una misa dedicada al Señor de los Rayos.
Los habitantes de la colonia Benito Juárez celebraron 32 años de fervor en las fiestas patronales del Templo del Señor de los Rayos.

Con gran fe año con año, el comité organizador realizó varias actividades para venerar a su santo patrón y pedir por el bienestar de los colonos.

Peregrinos de distintas partes del Estado y de la República se dieron cita para pedir favores o pagar su manda con agradecimiento.

En medio luces, música y el clásico bullicio de sus visitantes, la fiesta tuvo un sabor provincial, sin olvidar a los tradicionales danzantes que con su s ritmos prehispánicos cautivaron a los espectadores.

Los olores, los aromas de la comida típica, son un distintivo inigualable en la celebración, atrayendo a más de uno, que busca saciar y deleitar su padalar.

El sacerdote, Santiago Ramírez de la Cruz, ofició la misa en honor a El Señor de los Rayos y exhortó a los feligreses a visitar el templo cotidianamente y no sólo el día de la fiesta.

Juntos oraron y pidieron por el bienestar y la paz mundial.

El momento más esperado de la noche, fue la tradicional quema de la pólvora que iluminó el cielo por varios minutos.