×
×
×


Búsqueda


Introduzca su búsqueda



¿Usted cree que los religiosos católicos deberían dejar el celibato?

Carol Anaís y Ricardo se prometen amor eterno
Raúl Silva 21-08-2014 22:30 hrs

Compartir

×


Compartir



Liga Corta




Miguel Correa / La novia le dio el sí definitivo a Ricardo ante el sacerdote.
Miguel Correa / No dejaron de mostrarse cuánto se quieren.
Miguel Correa / La pareja esperaba emocionada la llegada de este día.
Miguel Correa / La novia entró al templo de mano de su padre.
Miguel Correa / Familia Carrillo Garo.
Miguel Correa / Ruben Sandoval y Mercedes Muro, padres del novio.
Miguel Correa / La familia de la novia, Benjamín, Hermelinda, David y Alex.
Miguel Correa / Carol lucía hermosa y radiante para la ocasión.
Miguel Correa / Familia García Cruz.
Miguel Correa / Estela y Alex.
Miguel Correa / Uriel, Cristian, Isabela, Óscar, Camila y Rosalba.
Miguel Correa / Liliana, Isabel y Angélica.
Miguel Correa / La familia Sandoval acompañó al novio mientras esperaba a su amada.
Una boda llena de elegancia fue la que vivieron Carol Anaís Dávila y Ricardo Sandoval.

Desde el momento en el que la feliz novia bajó de un lujoso carro clásico de los 60, a la entrada del Templo de Nuestra Señora de Fátima ya la esperaba el novio con su elegante smoking oscuro.

Al fondo se escuchó un mariachi cuando la pareja se dispuso a entrar al recinto.

Carol lucía un vestido como de ensueño que le dio el toque femenino y romántico perfecto para la ocasión.

Los padres de la novia, Benjamín Alfonso Dávila y Hermelinda López, estuvieron muy emocionados, al igual que los del novio, Rubén Sandoval y Mercedes Muro.

El presbítero Edgar González roció de agua bendita la corte nupcial y entraron hacia el altar mientras los simpaticos pajecitos cargaban la cola del vestido de la novia.

El mensaje que dio el sacerdote a los esposos fue siempre hablar con la verdad y perdonar de corazón, además de recordar que el amor es la fuerza que mueve al mundo.

Los padrinos de arras fueron Sergio Reveles y Ana Karen Dávila; de anillos, Alejandro Sandoval y Esthela de la Torre, y de lazo, José Antonio Sandoval y Cecilia Guzmán.

Por la noche se realizó una recepción en la Hacienda San Ramón, en el que predominaron el color rojo en varias tonalidades en toda la decoración del salón.

Los invitados disfrutaron de una cena de tres tiempos que consistía en una ensalada de durazno, seguido de deliciosa crema poblana y de plato fuerte pollo en salsa de crema.

La recepción fue amenizada por el grupo Vanguardia, que tocó música versátil para dar gusto a cada uno de los invitados al banquete nupcial.
Tags