×


Búsqueda


Introduzca su búsqueda



Cosas de Jerez
Conflicto con policías
Javier Torres Valdez 10-11-2014 21:29 hrs

Compartir

×


Compartir



Liga Corta




El día de ayer estuve presente en el conflicto suscitado entre los policías que aprobaron el examen de confianza y el alcalde jerezano, José de Jesús Viramontes Rodarte.

Dije que habían reducido el número de policías, peroesos elementos, más que apoyo moral, requieren apoyo económico y lo menos que pueden darles es otorgárles lo que deben recibir de acuerdo con la Ley del Trabajo y Previsión Social.

Se dice que la medida es de origen federal, entonces corresponde a la Federación, pagar por los despidos o al menos participar con alguna parte de las liquidaciones que se requieren.

En medio de la palabrería que al canto trataba de ordenar, recordé un reclamo que un vástago de un propietario de una importante tienda de ropa, hacía al presidente en turno de nombre Jesús Vela Ruiz.

— Mire señor presidente, la verdad es que como policías tiene a puros ignorantes, puros rancheros desocupados.

—Pos es verdad, no te puedo decir que no y la verdad es que podríamos ocupar a gente más preparada, pero los licenciados no quieren trabajar de policías.

— Eso es cierto, pero no queremos que sean abogados, nos conformamos con que siquiera sepan leer y escribir.

Quizá ahí le nació a Vela Ruiz la idea de apoyar fuertemente los comités de alfabetización. En estos planes se determinó que aquellos adultos que no asistieran a clase, serían encerrados de 12 a 24 horas, sin derecho a multa.

Decía el viejo Vela:
— No lo hacemos por sacarles dinero, que casi no tienen, lo hacemos para quitarles lo bruto, que de eso tienen mucho.

— Todo mundo se queja que no tenemos policía preparada, pero no son capaces de colaborar ni siquiera con ideas para mejorar su preparación. Por otro lado hay que decir que pocos cabrones se animan a trabajar por 5 pesos al día.

Lo que sí quedó en claro a la policía, luego de mis modestas palabras, fue que el problema hay que combatirlo con inteligencia, con justicia y con dignidad.

Y si en la policía había malos elementos fue por que el problema nunca fue atendido y creció y creció.

A veces ante los malos sueldos, los policías municipales se tornaron corruptos y de tormenta tropical se convirtieron en huracán, al grado de tener absoluto sometimiento ante el crimen organizados.

Minutos más tarde, luego de dialogar con el presidente Municipal, el jefe de policía José Luis Luna salió a los corredores de la presidencia, donde dijo a los Reporteros:

— No voy a renunciar voluntariamente; pueden despedirme dentro de un día, una semana o un mes, pero en el tiempo que sea seguiré dando a los jerezanos mi mejor esfuerzo.

Al terminar, con una palmada dijo a los policías de Jerez:

— A trabajar muchachos que la ciudad está sola.
Tags