×
×
×


Búsqueda


Introduzca su búsqueda



Equivaldría deuda al 50% de ingresos anuales de la capital
Melina González 22-11-2013 21:30 hrs

Compartir

×


Compartir



Liga Corta




De contratarse el empréstito de 150 millones de pesos cuya solicitud aprobó el cabildo capitalino el pasado jueves, la deuda equivaldría a la mitad de los ingresos anuales del municipio, aunque este crédito se contempla pagar en 15 años.

Actualmente el municipio tiene una deuda de 110 millones de pesos, de los cuales, de aprobarse el préstamo, se liquidarían 53 millones y quedarían aún 57 millones pendientes de pago, que sumados a los 150 millones del empréstito ascenderían a 207 millones de pesos.

Según lo aprobado a finales de octubre por el cabildo, la Ley de Ingresos del Municipio para el Ejercicio Fiscal 2014 será de 410 millones 200 mil pesos.

La tesorera María de Lourdes Martínez explicó que la deuda está organizada para pagarse en 15 años, con un pago anual de 10 millones de pesos aproximadamente, más los “accesorios” que se contraerán al contratarlo ante una empresa bancaria.

Esto representará un pago mensual aproximado de un millón de pesos, “un bajo porcentaje de endeudamiento”. La funcionaria municipal aseguró que el empréstito será una “deuda estructurada, planeada, que no ahogará al municipio”.

La 61 Legislatura tendrá que aprobar la solicitud, que hasta el momento aún no se les ha hecho llegar. Las opiniones de los diputados se dividen al respecto.

Es acertada
Claudia Anaya Mota, diputada local de la 61 Legislatura, calificó como acertada la decisión del cabildo capitalino.

La también secretaria de la Comisión de Hacienda Municipal en el Congreso local destacó que es atinada la voluntad de destinar 53 millones de pesos de ese posible préstamo al pago de los proveedores zacatecanos.

“Es una acción muy buena, ya que ayudará a los proveedores locales a ya no continuar descapitalizándose y los estimulará, dado que se reactivará su economía; además, es preferible deber a un banco que a proveedores zacatecanos que requieren el capital”, explicó.

Por otra parte, agregó que la falta de liquidez financiera de los municipios es su principal obstáculo para desarrollar proyectos de bienestar social, por lo que aseveró que es adecuada la determinación de invertir 97 millones para convenir proyectos.

“La mayoría de los municipios, por falta de fluidez de recursos, no pueden participar en convenios con la Federación y los recursos caen en el subejercicio, por lo que es necesario que se tenga liquidez para obtener convenios y con ellos, proyectos y obras de desarrollo social”, precisó Anaya Mota.

Sin embargo, advirtió que será necesario analizar las obras que se proyectan realizar, además de que los diputados tendrán la obligación de vigilar que el empréstito se ejerza con total transparencia y se aplique correctamente.

Aseveró que mediante un trabajo coordinado entre Legislatura, municipio y ciudadanía se logrará hacer un uso correcto del préstamo en beneficio de los zacatecanos.

“No es tan viable”
José Luis Figueroa, presidente de la Comisión de Fortalecimiento Municipal y de la Mesa Directiva de la 61 Legislatura, por su parte, consideró que dicho préstamo no es muy viable, dado que el contexto nacional económico no es muy favorecedor.

“La presidencia de Zacatecas debería reservarse y analizar a profundidad, dado que el momento financiero tanto del estado, del municipio y del propio país no es muy favorable y por ello, será difícil poder con el compromiso que van a adquirir”, explicó.

Figueroa advirtió que si el ayuntamiento no es prevenido con dicho empréstito, se podría reproducir lo que denominó “la experiencia negativa de Guadalupe” y se empeoraría la situación.

Precisó que además la Legislatura necesita analizar a profundidad y responsabilidad el tipo de obras y proyectos que se pretenden impulsar y con ello, determinar si es necesario el endeudamiento. “Si el municipio no lo ha dimensionado, la Legislatura sí lo hará”, aseveró el diputado local.

 
Tags