×


Búsqueda


Introduzca su búsqueda



Usted ¿Desde qué edad comenzó a trabajar?

Cárdenas y AMLO ¿benefician a las mafias de Pemex? 
Luis Pazos 27-11-2013 23:10 hrs

Compartir

×


Compartir



Liga Corta




La oposición de Cuauhtémoc Cárdenas y de Andrés Manuel López Obrador a una reforma energética que permita la asociación de Pemex con particulares, aunque sus intenciones puedan ser honestas y sinceras, beneficia a las mafias sindicales, de contratistas y funcionarios que han saqueado Pemex por varias décadas.

En esos dos personajes se cumple el dicho “Nadie sabe para quién trabaja”, o a lo mejor lo saben, pero en una actitud protagónica y para aglutinar a su alrededor a la izquierda, le hacen el juego a mafias, las que serán beneficiadas sino se concreta una reforma estructural, que mediante cambios constitucionales permita la asociación con particulares, aumente la inversión, la eficiencia y la productividad en Pemex.

Pareciera que el señor Cuauhtémoc Cárdenas, cobijado en el apellido de su señor padre, no conoce bien la reglamentación que dejó, en la cual permitía concesiones a particulares.

Los cambios posteriores que impidieron la asociación con particulares fueron para beneficiar a contratistas, que coludidos con el sindicato o funcionarios, sin correr ningún riesgo, por medio de empresas fantasmas y sin sacar un solo barril de petróleo, se han llevado miles de millones de dólares.

López Obrador sabe que a sus seguidores les urgen banderas para aglutinarse y ven en el estribillo no a la privatización de Pemex una fuente de simpatizantes para consolidar su nuevo partido político “Morena”.

Los argumentos que esgrime Cárdenas parten de premisas falsas, de una supuesta venta de Pemex y de la manipulación de los conceptos de nacionalismo y soberanía, al igual que los utilizó el sindicato y los contratistas, para evitar que se permita, como en el 99% de los países petroleros, la asociación con empresas particulares, con riesgos y utilidades compartidas.

Los únicos perjudicados de la asociación de Pemex con particulares son los que siempre se han opuesto a los contratos de riesgo, que implican pagarle solo a los que extraen petróleo.

Los contratos de riesgo, con diversas modalidades, acabarían con las empresas fantasmas, los pagos de Pemex a empresas que no aportan nada, los sobreprecios, las comisiones por favorecer licitaciones, reducirían la corrupción y la asignación de recursos millonarios a quienes cobran sin producir, ya sean contratistas, personal administrativo o sindicalizado.
 
Tags