×


Búsqueda


Introduzca su búsqueda



Ruth y Alan Arturo se unen en matrimonio
David Vega 06-10-2013 19:30 hrs

Compartir

×


Compartir



Liga Corta




Nallely de León / La pareja estaba feliz por llegar a una nueva etapa en su relación.
Nallely de León / No dejaron de demostrarse su amor.
Nallely de León / Édgar Muñoz, Ossiel y Diana Ramos, Gloria Delgado, Santiago y Diana Muñoz, Silvia Lozano, Gabriela Muñoz y María del Rosario García.
Nallely de León / Familia Flores Pérez.
Nallely de León / Fue un festejo con sus familiares y amigos más allegados en el que no faltó la diversión.
Nallely de León / Andrea Denisse, María Cristina Estrada y Flor Aguilar.
Nallely de León / Eloy Corvera, Ángeles de Lira, Abraham Sillas, Carlos Huerta y Ernesto González.
Nallely de León / Muy enamorados y contentos, los jóvenes se juraron amor eterno y fidelidad ante el altar.
Nallely de León / Angélica Aguilar y Carlos de la Rosa.
Ruth Angélica Flores Pérez y Alan Arturo Aguilar Campos no lo pensaron más y optaron por casarse el día que cumplían un año de novios, ya que supieron que eran el uno para el otro, por lo que celebraron su amor con una hermosa boda en compañía de sus familiares y amigos más cercanos.

La Capilla Nápoles, en Guadalupe, fue el lugar perfecto para que los novios se juraran amor eterno ante los ojos de Dios, además de que tuvieron una ceremonia religiosa muy íntima con un pequeño grupo de invitados.

El festejo siguió en el salón Conquistadores, del Hotel Don Miguel, en donde los enamorados mostraron todo el cariño que se tienen ante las personas más allegadas a ellos.

Además pudieron disfrutar de una suculenta comida y una tarde de baile.

Los orgullos padres de la novia, Patricia Flores y Gilberto Pérez, acompañaron a su hija en este día tan especial, además de que fueron elegidos como padrinos de arras.

Margarita Campos y Arturo Aguilar, papás del novio, fueron los padrinos de arroz.

Argelia Aguilar Campos y Carlos de la Rosa tuvieron el honor y responsabilidad de entregar los anillos, acto que hicieron dignamente durante la misa.

Al ritmo del género Tex-mex, los recién casados se divirtieron junto con sus invitados bailando y disfrutando de la fiesta.

El brillo en sus hojos y una enorme sonrisa tuvieron los novios en todo momento y no dudaban en darse un beso de vez en cuando.

No faltó el detalle cómico durante la fiesta, como lo fue el gracioso pastel de bodas que, además de delicioso, estaba adornado con dos pequeños muñecos de forma caricaturesca emulaba al par de enamorados.

Al matrimonio aún le falta por festejar, pues se irán de luna de miel a un lugar al que aún desconocen, ya que será un destino sorpresa, comentaron.
Tags