×


Búsqueda


Introduzca su búsqueda



Tribuna deportiva
Una fiesta sin festejado
José Manuel Barrón 04-11-2013 20:00 hrs

Compartir

×


Compartir



Liga Corta




Mexsport / Saúl El Canelo Álvarez
Señoras y señores, el boxeo según las últimas encuestas se encuentra posicionado como el segundo deporte más popular en nuestro país.

Aunque en las últimas décadas el automovilismo y el beisbol lograron desbancarlo por algunos lapsos de este puesto, ha recuperado su sitio y amenaza con acortar la brecha que separa su popularidad con la de el futbol.

En México cuando se dice que el beisbol es el rey de los deportes, habría que preguntarse de que categoría, porque en número de aficionados, trascendencia social, difusión y sobre todo número de practicantes el balompié es el verdadero mandamás y el príncipe de esta historia sería el pugilismo.

Seguramente muchos lectores opinarán que el boxeo es un deporte que no debería de existir, que es uno de los resquicios de la época de la barbarie como los toros o las muy de moda, peleas de artes marciales mixtas que han cobrado relevancia con los eventos de la UFC.

No pienso contradecir tal pensamiento, pero en la lógica del deporte espectáculo, cuya prioridad es el negocio, hay que darle al público lo que pida.

En los últimos años el público ha pedido box, las dos principales televisoras transmiten funciones semanales, a ellas se unen ESPN, TVC Deportes, Cadena Tres, MVS y Fox Sports.

Los números entregados por los puntos de rating que miden la audiencia televisiva no dejan lugar a dudas, lo de El Canelo vs Mayweather es el mejor ejemplo, 22.1 millones de personas vieron el combate en México.

Lamentablemente el surgimiento de nuevas figuras no va a la par de este crecimiento económico, pocos han sido los boxeadores nacionales que han aprovechado tal plataforma y seguimos viviendo de las hazañas de campeones que se encuentran ya en su parte final.

En los Juegos Olímpicos el boxeo ha venido a menos y la última medalla fue ganada en el lejano 2000.

La plataforma esta puesta y la mesa servida, falta ahora que alguien se entrene lo suficiente y tenga las características para aprovechar todo esto y convertirse en el nuevo ídolo del boxeo mexicano.

 
Tags